Guía rápida, para organizar una jornada de limpieza

Queremos agradecerles por ser parte de la Campaña Nacional de Limpieza – Argentina Limpia. Todos podemos ser parte de la solución a la problemática de los residuos en nuestro país modificando nuestras conductas y comenzando a tomar acciones más amigables con el medio ambiente para beneficio nuestro y, por supuesto, del ambiente natural.

Esta guía contiene algunos tips para planificar una actividad de limpieza. La realizamos basados en la experiencia adquirida durante los últimos años organizando jornadas. Sin embargo, es importante tener en cuenta que este documento no es concluyente, y que probablemente algunos ítems tengan que adaptarlos a la particularidad de cada punto de limpieza. Si bien consideramos que puede ayudar a quienes aún no han organizado y liderado una jornada de limpieza, son ustedes los que conocen su ciudad y el lugar establecido a limpiar.

¡Comencemos!

Definir el lugar

Para empezar, tendremos que definir el lugar o zona donde vamos a realizar la limpieza. Buscaremos un área en donde la prioridad sean los Residuos Sólidos Urbanos (denominados RSU). Lo ideal son los lugares donde la gente arroja residuos pero nunca se retiran. Lo más común es encontrar puntos con gran acumulación de residuos domiciliarios, y allí es en donde podemos hacer mayor énfasis. Podemos limpiar alguna plaza del barrio, una playa que nos quede cerca, los bordes de algún arroyo o río, o salir a barrer las calles. ¡Son muchísimas las opciones!

Tengamos presente que un lugar con resto de construcción, metálicos grandes y/o pesados (como restos de heladeras, cocinas, llantas, o grandes cantidades de basura, entre otros) requieren de mayor logística, por lo que excede nuestra capacidad como ciudadano. Para esto necesitaremos del apoyo municipal o empresas de la zona que nos puedan proporcionar las herramientas necesarias para agilizar el trabajo y garantizar el éxito de la jornada.

Prevención de Riesgos

Las jornadas de limpiezas no revisten un riesgo mayor, pero siempre es necesario estar atentos a lo que levantamos. Si bien es imposible eliminar todo peligro existente, es importante disminuir al máximo posible las probabilidades de que suceda algún accidente. Tener en cuenta el riesgo y evitar exponer a los voluntarios al mismo. Estas instrucciones deben ser leídas y entendidas por todo el equipo de trabajo que participe de la jornada. Además, deben ser informadas a los participantes antes de la acción de limpieza. Todos los miembros del equipo deben evitar estar expuestos a riesgos, procuren protegerse y proteger al resto de los participantes.

Equipamiento

Es conveniente utilizar ropa acorde para la actividad. Es aconsejable usar ropa deportiva que cubra las extremidades, gorra o sombrero para cubrir del sol, y calzado cómodo y cerrado que proteja los pies (de vidrios, piedras, entre otros). En caso de tener que soportar fríos y fuertes vientos es importante utilizar un buen abrigo. Se recomienda llevar provisiones de agua y alimentos livianos que ayuden a recuperar energía. Evite usar collares, anillos, pulseras y demás accesorios al momento de la limpieza para no enredarse con los residuos o bolsas.

Idealmente, habría que poseer un kit de primeros auxilios. Si se puede contar con el apoyo de algún servicio médico, ¡mucho mejor! También, pueden extender una invitación a la Cruz Roja de la localidad.

Recursos

Una vez reunidos los participantes y antes de separarse para realizar la jornada, asegurarse de que cada miembro tenga:

Un par de guantes Recomendamos los guantes moteados de jardinería y de ser posible acompañar con guantes de látex para utilizar por debajo (sobre todo cuando se trabaja con residuos húmedos o con líquido).

Una o dos bolsas Las bolsas sobrantes las acarrearía un referente durante la limpieza, así, en caso de que algún participante haya llenado las bolsas otorgadas en primera instancia, el referente puede darle otra sin necesidad de volver hasta el punto de encuentro.

Preferentemente debería contarse con 2 colores distintos de bolsas, esto les va a permitir realizar la separación de residuos a medida que van recolectándolos, diferenciando los reciclables de la basura. Otra alternativa es, si la bolsa cuenta con algún logo o distintivo, darla vuelta para diferenciar los residuos reciclables de los no reciclables. ¡Funciona perfectamente! En lo posible procurar contactarse con una cooperativa que pueda procesar y reciclar los materiales que no se encuentran deteriorados. Y si esto no es posible recogerlos igual y serán clasificación como residuos.

Las bolsas se pueden pedir a los municipios (ya que ellos tienen para la limpieza de los barrios) o a empresas locales. También, se puede consultar si pueden otorgarles los guantes para llevar a cabo la actividad. Preguntar si se desea, si pueden colaborar con guantes.

Además, es recomendable abastecernos con abundante agua para prevenir la deshidratación, contar con un repelente, y alcohol en gel para desinfectarse una vez finalizada la jornada. Para organizar mejor el evento, tener un estimativo de cuentas personas asistirán y, en consecuencia, aproximar los recursos necesarios, pueden pedir a los participantes que se anoten vía mail/web, a fin de tener un estimativo de la cantidad de gente y recursos que necesitaremos. Existen diferentes formularos online que pueden enviarse por email o publicar en redes sociales.

Esfuerzo físico / Condiciones médicas

Preguntar a los participantes si hay alguno que cuenta con algún problema físico, antecedente médico o alguna imposibilidad. La idea no es esforzarse de más, y siempre habrá un lugar donde puedan desarrollar su parte en la limpieza. La invitación es para todos, ¡la idea es reunir a todos los argentinos!

Es aconsejable tener pre-armado un plan de acción frente a una potencial situación de emergencia de acuerdo a los medios disponibles en la localidad donde se realice la jornada. Cualquier evento, por más mínimo que sea, se comunicará de inmediato a un miembro del equipo, quienes se lo trasmitirán al referente a los efectos de actuar debidamente de acuerdo a las medidas que fueron consensuadas de antemano (tener presente el número de emergencias de ser extremo, sino utilizar el kit de emergencias).

Transporte y logística

Una vez identificado el lugar a limpiar y definido el horario y cronograma, buscaremos el apoyo de los participantes. Si el lugar de la jornada es alejado, debemos prever su traslado. En caso contrario, aclararlo muy bien durante la etapa de difusión (“que cada voluntario se acerque a colaborar por sus propios medios”, o similar). Contar con el apoyo de la municipalidad o empresas locales es conveniente ya que pueden ayudar tanto con la logística del evento como con la recolección final de los residuos.

En la misma línea, consideramos oportuno que cada grupo, siempre dentro de las posibilidades, contacte a una cooperativa de reciclado para entregarles los residuos reciclables una vez finalizada la jornada de limpieza. Saber ser ambientalmente responsable es lo que deseamos y ¡qué mejor que colaborar con empresas de reciclado locales! Por lo general, la misma cooperativa suele aportar la logística y transporte de los residuos. Después de determinar claramente el punto de acopio del material reciclable, es necesario darle una adecuada disposición final a los residuos no reciclables. Para estos podrán coordinar con la empresa de recolección de basura.

Dependiendo de los residuos existentes, se podrá hacer foco en algunos. Mientras que los residuos peligrosos, contaminantes, cortantes, patogénicos, sanitarios, entre otros, serán dejados donde se encuentren y se informará a los organizadores de cada punto de limpieza advirtiendo al resto sobre su presencia. Siempre la seguridad primero. Si alguno de los materiales mencionados previamente son encontrados, se deberá contactar con organizamos especializados para su tratamiento y disposición final.

Comunicar y convocar

Es maravilloso comenzar con un gran proyecto como este, y para asegurar su éxito hay que darlo a conocer. La comunidad local debe conocernos para poder participar, las empresas deben estar al corriente para que puedan colaborar, las autoridades y organismos locales (Municipalidad, Defensa Civil, Cruz Roja, entre otros) lo deben conocer para que puedan contribuir y brindar apoyo.

Buscar apoyo y armar un pequeño grupo de trabajo, comenzar con nuestros amigos cercanos es un buen punto de arranque. Otra buena idea es contactarse con otros grupos ambientales y sociales. La participación ciudadana es lo que cambiará la forma de gestionar la basura.

Para lograr que toda la comunidad afectada y circundante esté involucrada se puede hacer uso de las redes sociales para masificar la jornada de limpieza. Se puede empezar por compartir el mensaje: ¿Cuál es el

objetivo principal? ¿Cuáles son las metas y por qué? Siempre en palabras sencillas y honestas. Recomendamos darle al evento un nombre que los identifique e invite a participar. La campaña se denomina: Argentina Limpia por lo tanto les agradecemos utilicen el hashtag #ArgentinaLimpia (o el de la campaña del momento) para dar difusión y unidad a la campaña, y quizás hasta puedan usar el nombre de su ciudad acompañado de la palabra “limpia” (Por ejemplo: Buenos Aires Limpia, Bragado Limpia). Como estamos participando de una campaña a nivel mundial, pedimos añadir en sus publicaciones los siguientes hashtags #Worldcleanupday y #Díamundialdelalimpieza.

Una buena práctica para motivar a la comunidad a participar es visitando las radios y los medios locales. Mostrar el por qué es importante limpiar y retirar del ambiente la basura (“educar sobre la problemática de la basura”, “informar que realmente existe un riesgo asociado entre los residuos mal gestionados, y las enfermedades”, “los residuos que no quitamos del ambiente natural, generan un impacto negativo a la fauna, más allá de afear la zona”, entre otros motivos).

Consideraciones

Los niños que se acerquen a participar deben estar acompañados por un adulto. Es aconsejable, reforzar las medidas de protección y seguridad para ellos. Una actividad en la que pueden aportar es juntando las tapitas de las botellas plásticas que los adultos pueden ir arrojando en un mismo lugar a medida que juntan botellas, esta actividad les encanta y hace que se sientan parte. Siempre manténganlos vigilados y alejarlos de zonas peligrosas (orilla de ríos, zonas rocosas o con vidrios rotos, también de huecos o precipicios).

Los adultos mayores también pueden ser parte de la jornada. A estos les suele ir bien con tareas que no requieran de esfuerzo físico o movimientos repetitivos, como inclinarse y levantarse. Por lo tanto, pueden aportar como responsables de reponer las bolsas y guantes a los asistentes, o directamente consulte con ellos que pueden o desean hacer.

Responsabilidades del Líder de Equipo

El Líder de Equipo es la persona que coordinará el evento. Se podrá contar con muchos referentes, pero una sola persona llevará a cabo las tareas de ordenar y comunicar a los colaboradores los pasos a seguir. Es recomendable, que el líder utilice algo distintivo para que los colaboradores lo reconozcan y puedan recurrir con las consultas que puedan surgir durante la jornada.

Los Resultados

Una vez concluida la jornada, se tomarán las siguientes métricas:

Los residuos: No hace falta contar con una balanza, pero con saber cuántas bolsas se retiraron, se puede hacer un estimado. Por nuestra experiencia, una bolsa de residuo grande tipo consorcio lleva en promedio 3 kg de material reciclable, ya que contienen principalmente elementos plásticos. En cambio, una bolsa tipo consorcio con basura puede llegar a 5 kg.

Colaboradores: Se recomienda realizar un conteo de los asistentes antes y durante la jornada, ya que una vez iniciada la limpieza nuevos participantes pueden llegar o se pueden sumar algunos que estén cerca del lugar de limpieza. Del mismo modo, algunos pueden retirarse antes de tiempo.

Tiempo empleado: ¿Qué cantidad de tiempo se empleó en la jornada desde el inicio hasta el final?

Fotos: Nos gustaría que compartan con nosotros tres fotos antes, tres fotos durante y tres fotos después de la jornada de limpieza.

Con el objeto de recolectar estos datos estaremos enviando un formulario por email para que completen con esta información una vez finalizada la jornada de limpieza.

Para más información o consultas puntuales puede comunicarse a acciones@vamosahacerlo.com.ar